Agentes de la Policía y vallas resguardan acceso al edificio del Departamento de Justicia en Hato Rey