Jose Joito Perez

Mientras miles en el País se levantan cada día con la incertidumbre del futuro de sus pensiones, y la Legislatura discute, con una amplia ausencia de legisladores, el presupuesto que debe regir la Isla durante el próximo año fiscal, el senador Jose Joito Perez parece que sueña cada día con un buen cuerito tostao y jugoso, y por ello se defiende de las críticas recibidas por radicar un proyecto para convertir al lechón asado en Patromonio de Puerto Rico.

Y aunque el senador insistió que la medida busca proteger e impulsar el sector porcino en la Isla. Lo cierto es que segun dijo, él le mete el diente al cerdo, de donde venga.

Buen provecho.

Los detalles los tiene Javier Villa