Lind Merle Feliciano - comisionado electoral PPD - Foto suministrada - junio 1 2020

En la foto: Lind Merle Feliciano, comisionado electoral del Partido Popular Democrático

El comisionado electoral del Partido Popular Democrático, Lind Merle Feliciano, exigió que se corrija el Registro General de Electores para poder eliminar los registros duplicados que ascienden a 138 mil, de esos, 31,118 son electores que están activos para poder votar en las primarias y elecciones generales.

“Es responsabilidad del Presidente de la Comisión Estatal de Elecciones velar que esto no ocurra en las próximas elecciones. Levanta mucha suspicacia que el único partido que se opuso a nuestra petición de que estos electores fueran eliminados del registro, fue el PNP. Debemos mantener y fortalecer nuestra tradición de participación en los eventos electorales y de tener certeza en sus resultados”, mencionó Merle Feliciano en comunicación escrita.

Mencionó que la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) “tiene la obligación legal y moral de procurar mantener un registro fehaciente y de excluir aquellos electores que se inscribieron en algún estado de Estados Unidos. Según los datos de la Comisión, existen 5,551 electores en Puerto Rico que se inscribieron en algún estado de Estados Unidos de América desde el 2013 hasta el presente y no han sido excluidos del Registro General de Electores”.

“Es un atentado contra nuestra democracia, ya que miles de personas podrían votar dos veces en las próximas elecciones. Esta situación permite que aquellos que se inscribieron en Estados Unidos y continúan inscritos en Puerto Rico podrían votar en ambas jurisdicciones. Esto es un delito. Bajo la Reforma Electoral promovida por el PNP, permite por medio del voto ausente que los electores inscritos en Estados Unidos puedan votar en Puerto Rico bajo la nueva definición de domicilio electoral”, advirtió el comisionado PPD.

“Este servidor, exigió a la Comisión que actúe inmediatamente y depure el Registro General de Electorales. En el ánimo de garantizar el derecho de todas las partes, se debe notificar a los electores de la determinación de su exclusión. La inacción facilitaría el fraude electoral. El doble voto es un delito electoral, y el Presidente como máximo oficial ejecutivo de la Comisión, tiene el deber de comenzar un proceso de exclusión administrativa de electores que están inscritos dos veces en la misma jurisdicción o en diferentes jurisdicciones”, enfatizó.

“Solicitamos de forma inmediata al Presidente de la CEE, la debida diligencia en este asunto de tanta importancia para la democracia de nuestro país. Nuestro pueblo, merece un sistema electoral justo y transparente. Un registro fidedigno de nuestros electores robustece la confianza en nuestro sistema electoral. “La emergencia no se puede convertir ni ser un obstáculo para cumplir con el mandato de ley”, finalizó.