Gretchen Whitmer - gobernadora de Michigan - Captura de pantalla NBC - octubre 8 2020

El Negociado Federal de Investigaciones (FBI por su siglas en inglés) informó que frustró un plan para derrocar al gobierno estatal de Michigan y secuestrar a su gobernadora, Gretchen Whitmer, y que tiene argumentos para acusar a seis hombres por la fallida operación, que incluyó contactos con una milicia.

El FBI supo por vez primera a principios de año que un grupo de personas “estaba discutiendo el derrocamiento violento de ciertos componentes del gobierno y las fuerzas del orden”, según una declaración jurada del agente especial Richard Trask hecha pública por la agencia.

Según se informó, Trask dijo que hay bases fundadas para acusar a los seis hombres -Adam Fox, Barry Croft, Ty Garbin, Kaleb Franks, Daniel Harris y Brandon Caserta- de conspiración para secuestrar a Whitmer, una demócrata y crítica habitual del presidente republicano Donald Trump.

Según la investigación, los hombres tenían intención de llevar a cabo el secuestro de la gobernadora demócrata como retaliación a lo que consideran que tuvo un “poder descontrolado” al imponer las medidas de confinamiento por la pandemia del COVID-19.