Hacienda - Foto NotiUno - febrero 1 2019

El secretario del Departamento de Hacienda (DH), Francisco Parés Alicea, informó que los ingresos netos al Fondo General durante enero, séptimo mes del periodo fiscal 2021, totalizaron en 817.0 millones de dólares, mientras que los recaudos acumulados de julio a enero, alcanzaron los 6,033.0 millones de dólares, comparados 5,954.6 millones de dólares, registrados para el mismo periodo del año fiscal 2020.  

“Por primera vez en este año fiscal los ingresos acumulados superan en 1.3 por ciento los registrados a esta fecha en el año fiscal 2020. Tanto diciembre como enero, representaron cifras récords en lo que respecta al comportamiento histórico de recaudos en dichos meses”, dijo el secretario.

El funcionario destacó que en enero 15 venció el segundo plazo de la contribución adeudada de la planilla con prórroga del año pasado, el cual fue atrasado este año a raíz de la pandemia, lo que explica en gran medida el incremento reflejado en este mes. No obstante, dijo que desde noviembre y de forma consistente, los recaudos del presente año fiscal han superado lo recaudado para esos meses en el año fiscal 202En cuanto a la previsión fiscal, los recaudos de enero sobrepasaron la misma en 36.3 millones de dólares o 5 por ciento.

Parés Alicea dijo que los recaudos durante el periodo fiscal acumulado de julio a enero se encuentran 1,071.9 millones de dólares sobre el estimado fiscal o 21.6 por ciento. Sin embargo, recordó que tanto la Junta de Control Fiscal como la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF), están presentando revisiones al Plan Fiscal, que producirán cambios a la proyección del presente periodo y a las proyecciones a corto y mediano plazo.

“Los ingresos de enero alcanzaron la cifra de 842.9 millones de dólares, mientras que los recaudos durante el mismo periodo en 2020, totalizaron 734.7 millones de dólares.  Lo recaudado en los principales renglones contributivos, a excepción de los arbitrios de bebidas y los de productos de tabaco, superó lo ingresado en enero del 2020.  Esto incluye todos los renglones relacionados a la contribución sobre ingresos, los que en los pasados meses ciertamente reflejaron un rezago”, dijo el titular de Hacienda. 

Los ingresos de individuos, que desde noviembre han presentado un comportamiento en alzada respecto al pasado año, presentaron un desempeño positivo igualmente en enero. Para el periodo acumulado a enero, estos ingresos rebasaron lo acumulado a esa fecha en el fiscal 2020 en 83.4 millones de dólares o 7.3 por ciento.   “No cabe duda que las transferencias de fondos federales, que en enero sobrepasaron los sobre 1,777 mil millones de de dólares, a través de 19 programas de asistencia, surtieron efecto en la mitigación de los efectos de la pandemia”, enfatizó Parés Alicea.

Por otro lado, en el renglón tributario de ingresos corporativos, los recaudos se exceden en enero por primera ocasión este año, respecto al periodo fiscal previo. Durante el periodo acumulado a enero, los recaudos del año fiscal 2020 superaron en 621.4 millones de dólares o 34.6 por ciento, los del presente año. No obstante, del total de 1,155.5 millones de dólares acumulados a enero en el fiscal 2021, $211 millones pertenecen a pagos diferidos recibidos por la pandemia, pero pertenecientes al año fiscal 2020.

Durante el periodo acumulado del 2020 también existen 488 millones de dólares de ingresos no recurrentes.  Al realizar los ajustes correspondientes, lo recaudado a enero de este año fiscal se encuentra 344.4 millones de dólares o 26.1 por ciento por debajo, comparado con el año fiscal 2020.

Durante el periodo acumulado de julio a enero, los principales renglones de arbitrios, bebidas alcohólicas, cigarrillos y vehículos de motor, arrojaron crecimientos de 5.2 por ciento, 26.3 por ciento y 25.3 por ciento, respectivamente, en relación al mismo periodo del año fiscal 2020.   Entre éstos se destacan los arbitrios de vehículos de motor, que consistentemente han superado los recaudos mensuales del año fiscal previo, lo que a enero representan 69.2 millones de dólares adicionales. 

En cuanto a lo recaudado en enero por el arbitrio de entidades foráneas bajo la Ley 154-2010, comparado con el pasado año fiscal, dicha cantidad fue rebasada en 15.7 millones de dólares. “Este sector refleja un rezago respecto al comportamiento del año fiscal 2020 de 85.1 millones de dólares o menos 9.6 por ciento. Como destacamos previamente, hemos visto como la brecha inicial que existía en julio, de 161 millones de dólares entre ambos periodos fiscales, se ha reducido. A partir de septiembre observamos cómo los ingresos mensuales en este año fiscal han superado consistentemente lo recaudos mensuales del año fiscal 2020”, comentó.

Por otro lado, en enero los recaudos del IVU excedieron los ingresos de enero de 2020 en 10.3 millones de dólares o 4.5 por ciento.  El desempeño de este impuesto ha representado en lo que va del año 254.9 millones de dólares o 26.0 por ciento más, que lo recibido en el año fiscal 2020.

El impuesto sobre ventas y uso (IVU) ha recibido el impulso de las transferencias de fondos a individuos y comercios, que igualmente se asocia al crecimiento experimentado por los demás renglones que tributan el consumo.  Además, cabe señalar que el Departamento de Hacienda en unión con el de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC), lideraron un programa de asistencia económica de emergencia para pequeños comerciantes, del cual ya se han desembolsado cerca de 12 millones de dólares a 2,124 comerciantes, lo que incide tanto en el desempeño prospectivo de sectores tributarios de consumo, como de contribución sobre ingresos de los PYMES.  

Finalmente, el titular de Hacienda y recién nombrado Principal Oficial de Finanzas Públicas (CFO, por sus siglas en inglés), señaló que durante este periodo fiscal continuará enfocado en encaminar las finanzas del gobierno, estableciendo las soluciones fiscales necesarias, entre las que prioriza la presentación de los estados financieros auditados.

“El Departamento también continuará dedicando recursos para combatir el incumplimiento y ampliar la fiscalización. También seguimos comprometidos con la distribución de fondos federales para viabilizar la ayuda a sectores y familias puertorriqueñas afectadas por los efectos adversos del COVID-19.”, puntualizó Parés Alicea.