La nominación de la doctora Beatriz Zayas como nueva comisionada del Instituto de Ciencias Forenses será evaluada minuciosamente por la Comisión de Seguridad Pública del Senado, dijo hoy, a NotiUno 630 su presidente, Henry Neumann.

“Se nos ha dado a la Comisión de Seguridad Pública que presido y a mi, la responsabilidad principal de hacer un estudio sobre todo lo relacionado a la doctora Beatriz Zayas y una vez tenga toda esa información, presentársela a mis compañeros en el hemiciclo para ver si la doctora Zayas reúne todos los requisitos necesarios de ley para obtener ese puesto que es tan importante en estos momentos”, indicó Neumann.

El legislador de mayoría descartó que Zayas tenga ‘serios inconvenientes’ para ser confirmada debido a la falta de preparación o certificaciones.

“Para ser científica forense tienen que tener unos requisitos bien específicos, que hay que ver si los reúne. Es muy conocedora, tiene conocimientos muy amplios, pero la experiencia en el ámbito forense es lo que tenemos que ver si la tiene”, apuntó Neumann, a preguntas de NotiUno 630.

Y dijo que aún no tienen fecha para celebrar la vista pública de confirmación. “Ahora mismo estmos reuniendo los documentos necesarios”, explicó.

Zayas tiene una trayectoria profesional de cerca de 28 años en el ámbito de la salud pública, las ciencias y la academia.

La directoría de Ciencias Forenses ha sido un dolor de cabeza para esta Administración, toda vez que el director ejecutivo que nombraron originalmente estuvo ausente bastante tiempo debido a problemas de salud y en su lugar quedó una funcionaria que no tenía las cualificaciones necesarias para ocupar el cargo en forma interina ni permanente.

En medio de esa situación surgió el huracán María, el cual causó unas tres mil muertes, cantidad que originalmente fue negada hasta la saciedad por el responsable del apararo de seguridad pública que incluye a Ciencias Forenses, Héctor Pesquera.

Parte de esos cuerpos requerían autopsia y fueron acumulados en contenedores que no tenían la temperatura adecuada para conservar los cuerpos, lo que provocó que dos comisiones de la Cámara de Representante realizaran una investigación exhaustiva.

El saldo fue la salida de la entonces comisionada interina, Mónica Menéndez, además de otros funcionarios.