presidente del Colegio de Médicos y Cirujanos, Víctor Ramos

El presidente del Colegio de Médicos y Cirujanos, Víctor Ramos arremetió el martes contra las compañías aseguradoras, porque a su entender prefieren ofrecer a los pacientes de Medicare Advantage costear servicios no médicos, mientras obligan a los médicos a conformarse con pagos  por debajo de las tarifas de Medicare.

“Mientras le ofrecen villas y castillas a los pacientes, no quieren pagar lo que CMS (Centro de Servicios de Medicare y Medicaid) les dice que tienen que pagar. Ellos empiezan su campaña y nosotros decidimos hacer otra campaña contra todos los planes Advantage”, de que están pagando los servicios no médicos mientras no te cubren adecuadamente los servicios médicos”, dijo el doctor Ramos en conferencia de prensa.

Los pagos de servicios no médicos incluyen entre otros, las factura de agua y luz, dinero para la compra, gastos de servicios profesionales como plomeros y transportación a citas médicas y al banco.

“Ellos se pasan haciendo presentaciones a la prensa diciendo que no pueden pagar lo que tienen que pagar porque a ellos le pagan menos de ‘benchmark’ en Medicare. En esta misma campaña han demostrado la falsedad de su argumento”, añadió. 

Según el presidente del Colegio de Médicos y Cirujanos, por años la aseguradoras pagaban menos a los proveedores, porque las estadísticas que daba el Gobierno no eran correctas. Los médicos y el Instituto de Estadísticas realizaron un estudio que determinó en el 2016 aumento significativo en el GYPSY’s (Geographic Practice Cost Index). A raíz de esta movida, las aseguradoras decidieron pagar el GYPSY y crear sus propios tarifarios. En algunos casos, pagan la mitad o menos de lo que dice Medicare.

El Colegio de Médicos y Cirujanos decide cabildear en la Legislatura la aprobación de la Ley 90, que obliga a los planes médicos pagar las tarifas de acuerdo al tarifario de Medicare. La contestación de las compañías de seguros, según el doctor Ramos fue acudir a los Tribunales para impugnar la ley. Expresó que al momento la aseguradora Humana es la única que cumple con el requisito de la Ley 90.

Ramos acusó en específico a la aseguradora MCS de supuestamente enviar cartas a ciertos médicos especialistas en la que le ofrecían una paga mayor al tarifario, si firmaban un contrato enmendado que contiene una cláusula en la que estos renuncian a estar cobijados bajos las leyes estatales, en este caso la Ley 90.