Vacuna

En el inicio de la época de Influenza, el Departamento de Salud se unió al Colegio de Médicos Cirujanos y VOCES para exhortar a la ciudadanía a vacunarse contra la influenza, principalmente en momentos en los que enfrentamos la pandemia causada por la propagación del COVID-19.

El secretario del Departamento de Salud, Lorenzo González Feliciano, señaló que la vacunación es la mejor forma de evitar esta infección y sus complicaciones. “Los síntomas de la Influenza pueden confundirse con los del COVID-19, de ahí la importancia de vacunarse. Esta temporada inicia enmarcada en una pandemia que nos obliga a ser más enérgicos en hacer el llamado a la ciudadanía para que se vacunen, a la mayor brevedad posible. Esto ayudará a mantener un control y una mejor vigilancia del virus de la Influenza y del COVID-19”. 

El Titular del Departamento indicó que, aunque se recomienda a todos los mayores de seis meses a vacunarse, se le hace un llamado especial, “a los niños, adolescentes y jóvenes entre los 6 meses y 18 años. También deben vacunarse las embarazadas, los pacientes de enfermedades crónicas y los compañeros de primera línea de respuesta en emergencias”.

SONDEO: A Favor o En Contra de reapertura de un regreso de estudiantes a las escuelas de manera presencial

You voted:

De otro lado, el Colegio de Médicos Cirujanos de Puerto Rico se unió al llamado de prevención y expresó que “como pediatra, considero que la vacunación es el mejor regalo de amor que pueden hacerle los padres a sus hijos, especialmente en tiempos de COVID-19”.

Por su parte, la subsecretaria de Salud, Dra. Iris Cardona, rechazó la razón que dan muchas personas para no vacunarse, aseverando que se enfermaron luego de recibir la vacuna. “La vacuna es segura y eficaz; sin embargo, no deben vacunarse los que alguna vez tuvieron una reacción anafiláctica a vacunas previas o una reacción alérgica severa a cualquier componente de la vacuna. Tampoco se recomienda que se vacunen a los que tengan una enfermedad febril aguda, al momento de administrársela”.

La doctora Cardona aclaró que los ciudadanos con enfermedades leves, sin fiebre, pueden recibir la vacuna, particularmente, los niños con infección del tracto respiratorio alto (URI) o con rinitis alérgica.

Mientras, el director del Programa de Vacunación del Departamento de Salud, el doctor Ángel Rivera aseveró que “la mejor opción que tenemos para prevenir la influenza es vacunarse anualmente. Todos somos indispensables en esta lucha por proteger la salud y la calidad de vida de esta generación y la de generaciones futuras, especialmente en esta época de pandemia.  Por tal motivo, le solicitamos a las personas que tienen mayor riesgo de contraer influenza, que acudan de inmediato a su centro de vacunación más cercano y se vacunen. La vacuna es segura y a tiempo, salva vidas”.

Por su parte, Lilliam Rodríguez Capó, principal oficial educativa y fundadora de VOCES, Coalición de Inmunización y Promoción de la Salud de Puerto Rico, fue enfática en que "ahora, más que nunca, estar protegidos contra la influenza toma mayor importancia para nuestros adultos mayores, mujeres embarazadas, pacientes de enfermedades crónicas y niños, quienes son las poblaciones más vulnerables a sufrir complicaciones. Ante la coexistencia de este virus con el del COVID-19, ninguna persona debe comprometer su salud con esta terrible enfermedad. La vacuna contra la influenza ha demostrado ser la herramienta más eficaz y segura para combatir esta enfermedad, a causa de la cual no debería perderse una vida más. Toda la ciudadanía debe vacunarse”.

El Departamento de Salud anunció que, a través de su Programa de Vacunación, ha suplido la vacuna contra la influenza a los proveedores de vacunación del Plan de Salud del Gobierno de Puerto Rico (VITAL). Por lo tanto, la vacuna podrá ser administrada a los participantes de VITAL elegibles a Medicaid, a las personas que no tienen plan médico, así como a los que, aunque tienen plan privado, no les cubre la vacuna.

Asimismo, notificaron que en la temporada 2018-2019 y según registró en el Sistema PRIR, unas 320,188 personas se vacunaron contra la influenza. Del registro se desprende que del sector público el grupo que más se vacunó fue de 10 a 18 años para un 71%. Entretanto, en el sector privado los que más se vacunaron fue la población mayor de 65 años para un 92%.  Esto demuestra que queda mucho trabajo educativo y estrategias que implementar para aumentar la vacunación contra la influenza.