Tormenta Solar - NASA - febrero 27 2019

El Instituto de Física Lebedev de la Academia de las Ciencias de Rusia alertó que desde el 27 de febrero al 2 de marzo la Tierra será golpeada por una potente tormenta magnética que vendrá directamente desde el Sol. 

Se indicó que esto se trata de una perturbación temporal de la magnetósfera terrestre. 

Según la información, este evento podría generar algunas consecuencias en la salud de la población en general. Los médicos aconsejan que durante estos días se debe prestar más atención al estado de salud y descansar más, ya que el viento solar puede causar insomnio, fuertes dolores de cabeza, irregularidades en el sistema cardiovascular y frecuentes cambios de humor.

Una tormenta geomagnética, también llamada tormenta solar, es una perturbación temporal de la magnetósfera terrestre que puede ser causada por una onda de choque de viento solar y/o una eyección de masacoronal (CME, por sus siglas en inglés) que interactúa con el campomagnético terrestre. El incremento en la presión del viento solar inicialmente comprime la magnetosfera. El campo magnético del viento solar interactúa con el campo magnético de la Tierra y transfiere la energía a la magnetosfera. Ambas interacciones causan un incremento en el movimiento del plasma a través de la magnetosfera (conducido por campos eléctricos incrementados dentro de la magnetosfera) y un incremento en la corriente eléctrica en la magnetosfera e ionosfera. La presión del viento solar sobre la magnetosfera aumentará o disminuirá en función de la actividad solar.