Ciencias Forenses - Foto NotiUno - enero 15 2019

Instituto de Ciencias Forenses

La Oficina de Registro Demográfico adscrita al Departamento de Salud recibió por parte del Instituto de Ciencias Forenses (ICF) la certificación de causa de muerte de la menor de (5) cinco años fallecida a principios de año. Convirtiéndose en la muerte más joven ocasionada por el virus del SARS-COV-2.

La menor, residente del área sur y quien tenía historial de asma crónica, murió en el mes de enero en un hospital de la zona antes de recibir un diagnóstico de un médico de sala de emergencias, informó la funcionaria.

Conte Miller estableció que tan pronto el cadáver de la niña llegó a las instalaciones se le realizó una prueba de COVID post mortem. De hecho, el análisis se le repitió. En ambas instancias el resultado arrojó positivo.

El patólogo forense certificó que la causa de muerte de la menor fue por COVID-19 asociada a neumonía. Previamente, el 13 de enero el ICF había emitido una defunción con causa de muerte “pendiente de estudios” y el 19 de enero de 2021 el Agente Funerario lo tramitó al Registro Demográfico. La menor falleció el 3 de enero de 2021 luego de que fuera atendida en un CDT. 

La muerte de la menor fue registrada en ese entonces en el sistema de Registro de Defunciones con una causa de muerte no especificada y pendiente de estudios. Los datos de muerte en Puerto Rico son compartidos con en National Center for Health Statistics perteneciente a los Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). Esta agencia es la encargada de la codificación de la causa de muerte.

En lo que va de pandemia han fallecido seis menores. En el 2020, fallecieron tres menores; de 13, 16 y 19 años. En el 2021, fallecieron tres menores de 5, 13 y 19 años, esta última no era residente de la Isla al momento de su muerte. 

De acuerdo con el Registro Demográfico, al momento 472 personas que fallecieron en el 2021, han sido registradas con causa de muerte “pendiente de investigación”, que incluye todo tipo de condición, no necesariamente relacionado a COVID-19.  Una vez dichos procesos finalicen, el ICF deberá reportar al Registro Demográfico la causa de muerte, para la enmienda correspondiente en el certificado de defunción.

Se indicó dijo que la niña fallecida tenía un “historial de asma crónica”. Esta es una condición subyacente que agrava el cuadro clínico en pacientes con la enfermedad de COVID-19.